SAY HELLO 2 HEAVEN

CornellMLB_result

Hoy es un día que no olvidaremos aquellos que escuchamos Rock y específicamente  grunge ,se fue llevándose esa  grandiosa voz Chris Cornell  ,se fue tan repentinamente como el grunge en los 90 ,el sonido de Seattle se va extinguiendo con la muerte repentina de sus grandes representantes, pensé alguna vez poder  ver nuevamente a soundgarden en concierto, con esa fuerza y energía que trasmitía la voz de Chis Cornell ,recuerdo con tanta nostalgia aquel tan memorable día y saber hoy que dejo de existir, no escuchaba música grunge hace un buen tiempo  y hace unos  días se me vino a la mente 2 temas que no dejaban de sonar en mi cabeza  “Reach Down” y “Say Hello 2 Heaven” de Temple of the Dog,  me puse a escuchar esos temas y me vino a la mente Andrew Wood  (Mother Love Bone) a quien fue dedicado esos temas,   banda que estoy  escuchando estos días ,pensar  que Chris Cornell escribió estas canciones que nos remeció con el profundo mensaje de sus letras y sin imaginar que hoy nos abandonaría, descansa en paz Chris Cornell.

Jeff Buckley: Last Goodbye

jeff-buckley-telecaster2

Las tragedias tempranas son las que acaban forjando la leyenda, Hoy se cumplen 18 años de uno de los días más tristes en la historia reciente del mundo de la música. y más allá de la muerte ridícula, Jeff Buckley se ganó a pulso su lugar en el olimpo de los mártires del Rock ,su voz era algo fuera de este mundo, era una conexión espiritual con el paraíso ideal que siempre nos prometieron. Se dice que Jeff Buckley lograba alcanzar un registro de cuatro octavas, algo increíble y sobrenatural además de imposible para muchos cantantes. No obstante, a diferencia de su padre(Tim Buckley), su carrera musical fue mucho más breve.

 

Su legado musical recae en ¨Grace¨ su unico album en vida, pero Buckley no era solo un gran cantante y un gran instrumentista. Era un poeta. Escuchamos Lover, you should´ve come over, Grace o Mojo pin, canciones que presenta como sueños. Canciones catárticas que mezclan la profundidad de Buckley con su nervio rockero.

 

 

Tras lo sucedido un ya lejano 29 de mayo de 1997, no solo nos dejó un proyecto de segundo álbum que acabó siendo presentado de forma artificiosa e inconclusa unos meses más tarde, miles de seguidores, anónimos y no tan anónimos, lloraron una muerte sin despedida, una tan cruel como profundo fue dejado el vacío por la ausencia del mito.